5 señales que te indican que necesitas un rediseño web

Índice de contenidos

Para que tu negocio tenga éxito en esta era digital, no solo debes contar con buenos productos y servicios, también debes tener un sitio web que ofrezca toda la información clave que necesita el cliente, de forma simple e intuitiva.

Quizá ya habías tomado la decisión de optar por un rediseño web, pero, ¿cómo saber si tu sitio web realmente lo necesita? En realidad, existen muchas advertencias que te pueden indicar que tu página web requiere de un cambio para funcionar correctamente y conseguir más clientes y ventas.

Por lo que aquí, te dejamos las principales señales que te están indicando que necesitas un rediseño web:

Rediseña tu web

1. Tienes el mismo diseño desde hace mucho tiempo

Los principios básicos del diseño web han venido cambiando con el paso de los años por varios factores; en primer lugar, por el comportamiento de compra de con los consumidores, y en segundo lugar, por la interpretación que le ha dado Google a esas señales. Por lo tanto, si has estado utilizando el mismo diseño desde hace muchos años, lo más probable es que estés perdiendo muchas oportunidades.

Si tus usuarios entran a tu sitio y este tiene un diseño antiguo, poco atractivo y poco amigable, creerán que ya no estás en el mercado o que no eres la mejor opción. Que tu sitio web tenga animaciones Flash, versiones anticuadas de HTML, o plantillas desactualizadas con tendencias web pasadas y contenidos largos e imágenes múltiples, es una de las señales que te indican que necesitas un rediseño web.

2. La velocidad de carga es lenta

En la actualidad, los usuarios son impacientes. Por lo que, las páginas web con tiempos de carga lentos tienen una elevada tasa de abandono, de hecho, según datos de Kissmetrics, el 47% de los usuarios solo esperan dos segundos o menos a que cargue una página, y el 40% de las personas se va si el sitio web tarda más de tres segundos en mostrar su contenido.

Si no quieres que tu sitio web se vea afectado, es importante evaluar los tiempos de carga. La velocidad de carga se ve afectada por la inclusión de imágenes muy pesadas, por elementos gráficos que no están optimizados, por una mala distribución del contenido, o incluso por un hosting inadecuado. Si lo que necesitas son ajustes mínimos para resolver algún conflicto, no requieres de un rediseño, sin embargo, si detectas problemas de estructura en la navegación que afectan la velocidad de carga, entonces, lo mejor es apostar por el rediseño web que permita que tu página web cargue a una velocidad ideal.

3. No está optimizado para dispositivos móviles

El tráfico móvil ha superado el escritorio. Además, según una investigación de Go-Globe, el 87% de los usuarios de smartphones usan un buscador por lo menos una vez al día. Si tu sitio web no está optimizado para dispositivos móviles, es decir, que su contenido esté adaptado para todo tipo de pantallas, perderás clientes y posicionamiento en Google, porque la empresa toma en cuenta este aspecto para el SEO.

Este tipo de diseño optimizado para dispositivos móviles se conoce como “diseño responsive”. Si tu web no cuenta con un “diseño responsive”, los usuarios que ingresen a ella a través de sus smartphones o tablets, tendrán una mala experiencia de navegación, lo que hará que abandonen rápidamente el sitio.

Nueva página web

4. Tu sitio web no es user friendly

Uno de los aspectos fundamentales que debes considerar en el diseño web actual es la experiencia de usuario (UX). Si tu página web carece de este valor, es decir, tu usuario no sabe qué hacer o dónde encontrar tu servicio, lamentablemente se irá y es una señal para considerar un rediseño web. Tu página web debe contar con una estructura y contenido intuitivo que facilite al usuario la navegación y su experiencia.

Actualmente los motores de búsqueda toman en cuenta la experiencia del usuario para el posicionamiento de tu web. Por lo que, si el rendimiento no es preciso, tu usuario abandonará el recorrido antes de la conversión y las consecuencias pueden ir desde una baja en tus ventas, quejas de los usuarios, disminución del ROI y la pérdida de clientes potenciales.

Para saber si tu sitio web ofrece una buena experiencia, analiza la velocidad de carga, el contenido, el recorrido, la navegabilidad, el diseño, lo estético y lo intuitivo para ofrecer lo mejor a tus usuarios.

Cambiando una página web

5. Tus objetivos han cambiado

Cuando aplicas estrategias de marketing digital, debes tomar en cuenta que están sujetas a cambio según las necesidades de tu empresa. Probablemente tus objetivos, tácticas y estrategias cambien a medida que tu negocio crezca o surjan nuevas necesidades. Por lo que, tu sitio web debe estar adaptado a los objetivos que quieres alcanzar.

Si observas que tu página web no va de la mano con tus nuevas estrategias y enfoque en marketing digital, es hora de aplicar un rediseño web adaptado a las nuevas necesidades de tu empresa y al alcance que debe tener con tus usuarios para lograr una conversión.

Estas son algunas de las señales que indican que necesita un rediseño web lo más pronto posible. Contrata a profesionales y optimiza tu sitio para hacer crecer tu negocio y mantener tu competitividad en el mercado.

Página de inicio Blog Ventas 5 señales que te indican que necesitas un rediseño web
También les gustará…
Comience a utilizar JivoChat
¿Le gustó lo que leyó?
¡Regístrese y pruebe JivoChat usted mismo!
Es gratis y solo le tomará unos segundos instalarlo